Perseguidos.


Algunos se llenan con dineros mal habidos, para después andar huyendo y en la sombra, se limitan los espacios del mundo porque nadie los quiere y tienen que vivir como delincuentes, protegidos por iguales, porque además, de que la justicia de Dios los ha de perseguir siempre, también la justicia de los hombres estará siguiendo sus pisadas para pasarle la factura si los atrapa. Por Derwell J Fallu

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s