Mis motivos.


Divina mujer, criatura bendita! Ustedes son el color y la sazón de la tierra, lo bueno y el motivo que yo tengo para sentir bonito en mi corazón; la razón y la interpretación de la vida y de vivir. Le debo a Dios eterna gratitud por la mujer, porque una me dió la vida, y por una, vine a ser una parte de la creación divina; porque una fue creada para ser mi compañía, porque por una tengo los hijos y la familia; por todas estas y más de mil razones, le tengo que estar a Dios por la mujer, eternamente agradecido. Por Derwell J Fallu

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s