Ella, mi razón de ser.

Al contemplarte hermosa, radiante, tierna y sensual, yo sé y lo siento en mí alma, que tú eres a mí vida, como el sol es a la tierra; como la lluvia y el rocío son a las flores. Eres a mi vida el calor que me calienta en los helados inviernos, la que me alegra el corazón mas que el vino; mi razón de ser, la que a mi vivir le da verdadero sentido. Por Derwell J Fallu

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s