No hay perfección en la conducta humana.

Tu hija te ofendió, porque tú dices que ella cometió un grave error, haciendo lo que ella hizo, y por tanto tú estás tan enojada, que ahora no quieres perdonarla. Pero yo te pregunto; si Dios no espera que seamos perfectos, por qué esperas que lo seas tu hija? Por Derwell J Fallu

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s