Cruel obsesión!

La obsesión que muchas mujeres alimentan, de querer verse esbeltas, con figuras como de maniquíes, es una manera de discriminarse a ellas mismas. Porque una cosa, es querer mantenerte saludable, a querer que otros te miren como ellos quieren que tú te veas. Hasta que no aprendamos a amar a quienes somos, el discrimen tomará ventajas sobre la demanda de aquellos que para ser aceptados, deben verse primero, como maniquíes de tiendas. Mujer, empieza a amarte a ti misma, porque eso será suficiente para que el mundo se dé de cuenta, que tú eres única y exclusiva entre más de seis mil millones de habitantes que habitamos el planeta. Que nadie te venga con el cuento, de que tú debes verte bella, según el criterio de otros. Lo que tú tienes que hacer, es amarte a ti misma, como también te ama tu hacedor. Por Derwell J Fallu

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s