Como perros rabiosos!

Hay personas, que se enojan como lobas paridas, cuando saben o piensan de gente, que de alguna manera, parece que dicen cosas de ellas, que no querrían oír. En todo caso, aunque puede doler mucho, cuando uno sabe que dicen mentiras o verdades de nosotros, sin embargo; alguien que sabe muy bien de relaciones humanas, dijo: alegrese y regocijarse, cuando hablen todas clases de mal contra vosotros mintiendo, porque grande es vuestro galardón en los cielos. En otras palabras; si alguien que se cree estarse bien, cuando la gente dice mentira de uno, no hay por qué intimidarse, pues el que califica nuestra conducta, y quién tiene sobre nosotros la última palabra, es Dios. Pero en el otro caso, que la gente diga verdades de nosotros, que no queremos escuchar, es más sabio tomar en cuenta lo que dicen, para evaluarnos a nosotros mismos, y lograr una buena oportunidad para mejorar, que enojarnos como perro rabioso. Por Derwell J Fallu

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s